sábado, 14 de enero de 2012

#SanCanuto y el antiprohibicionismo liberal-libertario del P-LIB

El P-LIB se dispone a apoyar durante la semana próxima la popular celebración denominada "San Canuto", en la que anualmente se reclama la legalización del cannabis. En la página de Facebook del Partido de la Libertad Individual hemos recibido alguna crítica por parte de liberales que nos siguen pero que no tienen claros algunos principios.



Los liberales libertarios somos coherentes con un liberalismo integral, al 100%. Nos posicionamos todos los días en economía a favor siempre de un menor intervencionismo estatal y por la reducción y eventual eliminación de impuestos. Nadie podrá decir de nosotros JAMÁS que no seamos liberales serios y coherentes con nuestros principios.

Pero la libertad económica, con ser importantísima y básica para el ejercicio de las demás libertades, no es la única. La lucha contra el prohibicionismo es una lucha que debe verse en un plano más amplio y como decían mis compañeros en sus post a esta noticia, está vinculado al derecho de propiedad del propio cuerpo.

Nadie puede arrogarse el derecho de decidir por un individuo qué o qué no puede entrar en la propiedad más esencial y primaria del ser humano: el cuerpo. Somos propietarios, antes de nada, de nuestro cuerpo, vida y salud. Y nadie, tiene el derecho a constreñir su libertad de movimiento y libre y voluntaria interactuación con su entorno.

Drogas, prostitución, habeas corpus, aborto y eutanasia son campos espinosos en los que todos los días se viola el derecho sagrado a la propiedad de uno mismo y a disponer de este bien como mejor crea. Uno tiene derecho a la autodestrucción si es libremente elegida y esto es algo que los moralistas colectivistas no entienden.

Y esto es tan importante como la bajada de impuestos y la desestatalización de la economía, porque es, última instancia LO MISMO: nadie tiene derecho a decidir sobre las propiedades ajenas. Así que liberal-progresistas o liberal-conservadores podéis criticarnos lo que queráis; nosotros no estamos para convertirnos en un movimiento de masas, sino de individuos convencidos y coherentes con unos principios. Y nos da igual ser 4 o 4000 o 4 millones, lo que nos importa es que somos un grupo de autodefensa del individuo y sus derechos inalienables. Ceder ante vuestros puntos de vista o críticas contra nuestra acción en San Canuto es tanto como ceder ante el colectivismo que todavía os carcome la cabeza y eso nunca.

Porque estamos y existimos para PARAR al colectivismo. Precisamente para disgustar a los restos de colectivismo que todavía queden en vuestras mentes.

Disqus for Si por casualidad, un día

Últimas entradas

Entradas populares

Etiquetas